Habilidades Sociales

Constituyen un conjunto de comportamientos socialmente adecuados y son un recurso para desarrollarse satisfactoriamente a nivel familiar, escolar, laboral y social. Ofrecen a las personas equilibrio emocional y les ayudan a mantener su salud mental.

Bandura y Walters demostraron que las conductas sociales se aprenden a través de modelos y/o aprendizaje por imitación. En la familia y en la escuela los niños/as encuentran la fuente de los diferentes modelos a imitar. Los modelos del cine y de la televisión y las diversas consecuencias que se derivan de sus conductas son otra fuente influyente en el aprendizaje de comportamientos sociales.

Enseñamos comportamientos sociales:

  • Actuando como modelos positivos: exhibiendo adecuadamente las conductas que deseamos aprendan y/o imiten nuestros hijos/as.

  • Diciéndole al niño/a qué es lo que le pedimos de ese comportamiento: decir gracias, pedir “por favor”, pedir que se disculpe, expresar cómo se siente, etc...

  • En otras ocasiones habrá que ensayar la conducta, en forma de pequeña escena, como si fuera el teatro, para enseñar al niño/a cómo se realiza la conducta en cuestión. Siempre deberemos reforzarle, alabarle, cuando realiza adecuadamente la conducta de que se trate: “estupendo, has saludado diciendo hola nada más entrar”.

  • Un aspecto importante a considerar es preguntar o expresar los sentimientos que los niños/as y los adultos experimentamos al relacionarnos con otros: “¿Cómo te sientes al haber actuado así?”, “Me siento………cuando……”

Tipos de comunicación: agresiva, pasiva y asertiva

Principales habilidades sociales

  • Pedir favores, peticiones o cambios de conducta a otras personas.

  • Escuchar. Iniciar y mantener una conversación.

  • Formular preguntas. Dar las gracias.

  • Presentarse. Presentar a otras personas.

  • Hacer un cumplido.

  • Dar instrucciones.

  • Disculparse.

  • Convencer a los demás.

  • Aceptar o rechazar críticas de los demás.

  • Ponerse en el lugar de los demás.

  • Expresar quejas.

  • Trabajar en equipo.

La asertividad

Es una habilidad social que consiste en tomar decisiones en la vida, hablar claramente, pedir lo que quieres y decir no a lo que no quieres. Significa tratar a la gente con amabilidad y respeto, defender tus derechos y respetar los derechos de los demás.

Esta habilidad es de vital importancia en la adolescencia y nos compete a los padres y madres la tarea  de contribuir a desarrollarla paulatinamente a media que crecen nuestros hijos/as.

En nuestras relaciones sociales, las personas podemos comportarnos de distinta manera:

  • De manera agresiva. Son ejemplos típicos de este tipo de conducta la pelea, la acusación y la amenaza, y en general todas aquellas actitudes que signifiquen agredir a los demás sin tener para nada en cuenta sus sentimientos.

  • De forma pasiva. Se dice que una persona tiene una conducta pasiva cuando permite que los demás la pisen, cuando no defiende sus intereses y cuando hace todo lo que le dicen sin importar lo que piense o sienta al respecto.

  • De manera asertiva. Una persona tiene una conducta asertiva cuando defiende sus propios intereses de forma correcta, expresa sus opiniones libremente y no permite que los demás se aprovechen de ella pero, al mismo tiempo, respeta la forma de pensar y de sentir de los demás.



Enseñamos a ser asertivos si ayudamos a:

  • Transmitir seguridad, confianza en que el problema tiene solución.

  • Describir objetivamente el problema, y una forma sencilla es la de escucharle,dedicarle tiempo para descubrirlo, ser empáticos (ponernos en su lugar y ver el problema desde su punto de vista).

  • Reforzar las capacidades, lo que el/la niño/a hace bien, con frases tales como:“muy bien, has demostrado que eres capaz de controlar la situación y decidirpor ti mismo/a”.

  • Dirigirnos a los niños/as de forma positiva y constructiva (“la próxima vez hazlo mejor”) en lugar de negativa y destructiva (“no debes hacer así esto”). El lenguaje positivo implica expresarse de forma afirmativa y fijarse en lo que está bien. El lenguaje negativo hace hincapié en lo erróneo, en los defectos…

Comunicación Familia/Escuela